“Gracias a ésta Fundación mi hijo está vivo”

Judá, un joven que logró salir adelante de una intervención cerebral en la que se  operó un tumor  de aproximadamente 14 centímetros, el cual  estaba provocando que perdiera funciones importantes de su cuerpo.

“Gracias a ésta fundación mi hijo está vivo, nos atendieron desinteresadamente con un apoyo incondicional, sin importar el estado en que venía nuestro hijo” menciona Fabio Palacios, padre de Judá.

Desde el mes de abril del 2010 la Fundación Hospital de Diagnóstico ha estado trabajando para hacer realidad su principal objetivo: hacer la medicina privada en El Salvador más humana, cercana y sensible.

El caso de Judá es el quinto en llevarse a cabo. En su totalidad, todos los casos han  resultado exitosos y de gran ayuda para los pacientes que acuden a la Fundación de Diagnóstico en busca de una nueva esperanza de vida.

De esta forma el Hospital de Diagnóstico, de la mano con su Fundación reafirma su compromiso social de brindar a sus pacientes: Excelencia en medicina para todos.

Regresar