Hospital de Diagnóstico velando por la salud de las personas con diabetes

La diabetes es una enfermedad crónica que se desencadena cuando el páncreas no produce suficiente insulina (la hormona que regula el nivel de azúcar, o glucosa, en la sangre), o cuando el organismo no puede utilizar con eficacia la insulina que produce. Su prevalencia aumenta cada año a nivel mundial. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) existen unos 422 millones de personas con diabetes.

Como una institución hospitalaria comprometida con el bienestar de nuestros pacientes y del público en general, queremos unirnos a la conmemoración del Día Mundial de la Diabetes organizando una campaña para educar al público sobre el diagnóstico de la enfermedad y cómo tratar dos graves padecimientos que pueden desarrollarse: el Pié diabético y la obesidad.

Durante esta campaña, brindaremos importantes consejos sobre el manejo adecuado de la enfermedad y los tratamientos avanzados que existen para la diabetes en pacientes con obesidad, así como también, cómo diagnosticar y tratar la enfermedad del pié diabético.

Para los pacientes con diabetes y obesidad, estaremos promoviendo la idea de que “una vida sin diabetes” es posible gracias a la cirugía metabólica (bypass gástrico o manga gástrica), dos procedimientos de mínima invasión que se realizan por vía laparoscópica con el objetivo de reducir el tamaño del estómago y regular el metabolismo del azúcar en el paciente con diabetes.
Con este método, el paciente obtiene beneficios como, pronta recuperación y suspensión de medicamentos orales o insulina en la misma semana de la cirugía.

Por otra parte, nos enfocaremos en las personas con diabetes que presenten síntomas de mala circulación arterial o sensibilidad en los pies, hormigueo o calambres en las piernas, ya que son quienes están en riesgo de desarrollar la enfermedad del pie diabético (úlcera en el pie). Con el mensaje “Es posible salvar el pie diabético”, esperamos motivarlos a que consulten a tiempo para diagnosticar y tratar esta enfermedad y evitar así la amputación del pie o la pierna afectada.

El tratamiento para el pie diabético que promoveremos durante la campaña se realiza mediante el cateterismo endovascular periférico, un procedimiento mínimamente invasivo que permite destapar las arterias, mejorando el flujo sanguíneo en la pierna o pie afectado, evitando de esta forma la amputación de la extremidad inferior.

Es importante que las personas con diabetes estén alerta ante los síntomas y que consulten con el especialista para prevenir el desarrollo de las complicaciones.

Regresar